Loading

martes, 14 de junio de 2011

UN VECINO DE AYERBE RECLAMA 900.000 EUROS AL AYUNTAMIENTO POR LOS POZOS DE FONTOVAL


Pin It
Reclama además 150.000 euros al año, y el proceso se encuentra en la vía judicial
Un vecino de Ayerbe demanda al Ayuntamiento de la localidad un total de 900.000 euros por tener en un territorio, según él de su propiedad, los pozos de los que actualmente se extrae el agua potable de la localidad. Por su parte, el consistorio mantiene que esa parcela fue cedida por el propietario del terreno que, en ningún caso, sería la persona que reivindica la suma de dinero.

Según explica el recién elegido alcalde de Ayerbe, Carlos Marco, el pleito se encuentra en la vía judicial. De acuerdo con la versión del munícipe, "como de ahí sacábamos el agua potable para Ayerbe", el vecino, E.C.C.,"propuso un pago por lo que se debía por los años anteriores y también una cuota anual para el futuro".

En concreto, las cantidades demandadas eran 900.000 euros de las cuotas atrasadas, a lo que habría que añadir 150.000 euros anuales que se tendrían que pagar en el futuro, según apunta José Antonio Sarasa, concejal del ayuntamiento y predecesor de Marco como alcalde de la localidad.

Las infraestructuras se construyeron en 1991, relata Sarasa, y hace un año, a raíz de la concentración parcelaria, el demandante de la cantidad pidió la suma por considerar que los pozos se encontraban dentro de su terreno, por lo que el consistorio investigó la propiedad y concluyó que no era del demandante, ya que "en las escrituras no aparece nunca" y a lo largo del proceso "nunca ha aportado escrituras".

En la época en que se construyeron los pozos, expone Sarasa, "se habló con los propietarios de los terrenos" y se llevó a cabo un acuerdo verbal.

En la misma línea se expresa Carlos Marco, puesto que desde el Ayuntamiento "se cree que esos terrenos no son de esa persona, sino que son de otras y que en su momento hubo una donación".

Sarasa explica que se trata de una parcela de unos quince metros cuadrados, que está pegada a un río y que es como un pequeño barranco, donde se encuentra el manantial de agua del que se abastece la localidad de Ayerbe.

En el proceso judicial, hasta ahora ha habido una sesión con declaración de testigos el día 15 de mayo y en la cual, de acuerdo con Sarasa, "han declarado cinco testigos", entre los que el edil asegura que se encuentran los herederos de los propietarios de la parcela. "Hemos demostrado que ese terreno no era propiedad de él, sino que era propiedad de otras personas" que a su vez fueron las que "dieron permiso en el año 1991 para poder poner ahí los pozos".

Marco añade que entre las personas que testificaron también había personas mayores, "lo típico de los pueblos, siempre hay un abuelo que se acuerda de quién eran las tierras" y "para nada a éste -el demandante de la cantidad- lo nombran como que es el dueño".

Ambos ediles coinciden en llamar la atención en que desde el consistorio se está esperando una resolución judicial.

Respecto al proceso en los tribunales, el alcalde de Ayerbe lo prevé largo, "salvo que la otra parte se eche para atrás".

Asimismo, Marco resalta lo "delicado" de la cuestión, sobre todo en cuanto a las "cifras elevadas" que se piden y concluye que está "fuera de todo lugar" la cantidad exigida.

Articulo publicado el 14-06-2011 en: Diario del Altoragón



3 comentarios:

Rebeca dijo...

Ole, ole y ole!!! Vaya buen vecino, sí señor!! Desde luego lo que debería hacer el Ayuntamiento una vez gane el juicio es poner una demanada a este "señor" por apropiación indebida de los terrenos y por el coste que le haya supuesto a este Municipio todo el proceso debido a su codicia.

Anónimo dijo...

suscribo el comentario anterior, de PE a PA

Anónimo dijo...

Desde luego, si se demuestra que los terrenos no son suyos hay que demandarle por intento de estafa o algo parecid, pero tambien hay que preguntarse como se hacen aqui las cosas para que algo tan serio como el abastecimiento de agua potable de Ayerbe no este legalmente respaldado con documentacion en el Ayuntamiento. De palabra no pueden hacerse las cosas.

Publicar un comentario